Site Overlay

Vale la pena seguir insistiendo para lograr una mejor vida

A fines del año 2003 y después de una búsqueda constante, con la consulta a muchos profesionales cayó en mis manos un libro, digo cayó porque me topé con él, ni más ni menos que en la Feria del libro, dentro de un millón de ejemplares y después de leerlo, marcarlo y repasarlo tomé la decisión de buscar a la autora. Por supuesto el libro es: Cómo convivir con un colon irritable (Guía para pasar de la desesperanza a la autoasistencia) de la Licenciada Silvia Bernstein de Gutman. Y la encontré…

Los síntomas dolor abdominal y distensión; constipación por momentos y diarreas en otros, evacuaciones incompletas; presencia importante de moco en las deposiciones; ruidos increíbles en el vientre y muchos dolores de cabeza y otras molestias, pero después de realizar los estudios la respuesta era: está todo bien, está todo bien, otra: no coma…, un sin fin.

Cuando llegué al consultorio de la Licenciada Silvia me encontraba pasando un momento especial, cada vez que salía estaba muy pendiente de lo que me podía pasar ya que tenía una etapa de diarrea que me impedía desarrollar mi vida en forma completa, acompañada de dolores intensos de dolores de cabeza, náuseas, vómitos, mareos y una gran palidez que me hacía asustar de mi misma.

Una etapa muy productiva donde Silvia me hacía anotar diariamente, síntomas, frente a cada situación, pensamientos automáticos, conductas y respuestas alternativas y eso me ayudó a ver con ella, las cosas que me estaban pasando y para resumirlo podríamos definir lo que me estaba pasando como: mucho miedo frente a las diferentes situaciones de la vida, llevándome a un stress constante.

Y cuando llegaba en esas circunstancias Silvia, trataba de calmar mi ansiedad con relajación, y de a poco todo ayudó, también su mano extendida felicitándome porque hacía una semana que no descomponía, dos semanas, tres semanas………..

Otras de las cosas que sentí como muy importante fue su necesidad de que me contactara con cuento especialista pudiera ayudar, ya sea desde la alopatía o desde la homeopatía lo importante para ella era encontrar la forma alternativa para llevar a cabo el proceso de mejorar mi nivel de vida, pero también se preocupó para que viera la posilidad de hacer algo que me guste, como por ejemplo las artesanías que me ayudaron y me ayudan.

Todo esto porque yo me había jubilado después de estar muchos años frente a niños con discapacidad auditiva y me estaba mudando a una localidad a casi cien kilómetros de donde viví, con la melancolía de dejar a mi gente, familia y amigos pero por una razón muy importante, mi casamiento, si, después de muchos años de vivir sola y después de una viudez muy complicada, me casaba.

Todo estaba incidiendo en mí, lo malo y también lo bueno. Pero con Silvia, el trabajo semanal a solas y la coordinación maravillosa que ella realizó con todas las áreas alternativas hizo que pudiera mejorar mi calidad de vida, algo por lo que venía luchando hacía mucho tiempo y nadie parecía escucharme. Hasta que empecé esta terapia y escuché también atentamente y llevé a cabo todo lo que me sugería Silvia. El camino es largo pero vale la pena seguir insistiendo para lograr una mejor vida, pero día a día. En ese camino me encuentro.

Adelina

Copyright © 2020 Psicogastro – Colon Irritable. All Rights Reserved. | Intuitive by Catch Themes
Abrir chat